Como consecuencia directa del conflicto de la delegación Anses en Cipolleti, donde fueron despedidos varios trabajadores una trabajadora, el gremio ATE bloquea, en la mañana de este viernes, la delegaciones de todo el Alto Valle.

“Ante la ausencia de respuestas al pedido de reincorporación del personal despedido en la ANSES de Cipolletti, ATE profundiza las medidas de fuerza y desde hoy suspende la atención en las sedes de General Roca y Villa Regina. Advierte asimismo que la semana próxima extenderá la cancelación de servicios en todas las dependencias del organismo nacional en Río Negro. La resolución fue adoptada luego haber encontrado como respuesta de las autoridades el despliegue de la Policía Federal en la oficina de Cipolletti y las persianas bajas por decisión unilateral de los funcionarios” informó el sindicato.