Para el dictado de la carrera, la provincia del Neuquén otorgará un monto inicial de dinero a la Universidad del Comahue. El financiamiento inicial que la provincia brindará para esta primera etapa será de cuatro millones de pesos para el primer año, extendida en los próximos cuatro años. El lenguaje de señas también será incorporado para la atención en los organismos públicos.

Foto: ru.depositphotos.com

La nueva carrera resulta única en el país y fue desarrollada por personal dependiente de la UNCo para satisfacer una demanda regional. Además, por primera vez la región patagónica tendrá disponible como oferta académica un profesorado de estas características, con una duración de cuatro años. Hasta la fecha ya se cuenta con una preinscripción que supera los 500 inscriptos.

El gobernador del Neuquén, Omar Gutierrez,  asumió el compromiso de “conversar y deliberar en el ámbito del Consejo Provincial de Educación para que el lenguaje de señas sea incorporado en todos los niveles del trayecto educativo, tal cual se está ya ejecutando en el nivel inicial y en algunos establecimientos de la provincia”.

Este acuerdo se integra con un trabajo que alcanzará a todos los organismos con territorialidad en la provincia, puesto que dicho documento implica que el Banco Provincia del Neuquén (BPN), los Registros Civiles, el Instituto de Seguridad Social del Neuquén (ISSN), el Sistema Público de Salud y el ministerio de Educación -junto con el Consejo Provincial de Educación-, integrarán a sus equipos técnicos para dar una cobertura amplia en toda la provincia; y a la ampliación de derechos que implica la accesibilidad en materia de interpretación de lengua de señas argentina-español.