Por la inflación, uno de cada tres argentinos es pobre

Impulsado por la devaluación, el índice de pobreza se ubicaría en torno al 33% y, si el escenario no se modifica, la indigencia pasaría a afectar a uno de cada diez argentinos, advirtió este miércoles Agustín Salvia, director del Observatorio de la Deuda Social de la Universidad Católica Argentina.


Foto: voz entreriana

«La indigencia estructural en la Argentina, por lo menos en los últimos 10 años, ronda entre 5% y 6%: 2 millones de habitantes no llegan a cubrir la canasta básica alimentaria», advirtió el especialista. Salvia realizó las declaraciones  al participar del Ciclo de Conferencias «Cómo pienso a la Argentina», organizado por el Rotary Club de Buenos Aires.

«En nuestras mediciones, el máximo anterior de pobreza en la última década fue 32-33% tanto en 2010, como en las devaluaciones de 2014, y en 2016, es decir que ahora se aproximaría a los peores momentos de los últimos diez años», puntualizó el representante de la Universidad Católica Argentina.

Salvia indicó que la situación social es parecida a la época del ´90 y aseguró que «hay algo que no parece modificarse en la Argentina: este mismo patrón se repite en la pobreza estructural, la cual en los mejores momentos económicos, no baja del 25%».

Buenos Aires, NA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: