A pocos meses de concretado el golpe cívico-militar en la Argentina, varias fuerzas de seguridad realizaron una serie de secuestros en Río Negro y Neuquén concentrándose en estudiantes de Servicio Social,  del Módulo Neuquén, de la Universidad del Comahue. En una entrevista en radio Antena Libre, el docente Pablo Scatizza relata el contexto en el cual se dió el secuestro de estudiantes, la mayoría mujeres, que continúan desaparecidas.

@mirandamarcelof


 

Uno de los tantos actos para recodar a los desaparecidos de la región. En este caso, la foto de Arlen Seguel, una de las estudiantes secuestradas en la segunda semana de junio de 1.976. Foto: Unter

 

Pablo Scatizza es doctor en Historia y docente de la Facultad de Humanidades de la Universidad Nacional del Comahue. Tras un intenso trabajo de investigación recopilando testimonios y visitando archivos de la justicia, en su trabajo de tesis de doctorado que se convirtió en el libro “Comahue violento”, se  pudo reconstruir parte del derrotero que debieron sufrir las estudiantes secuestradas.  Mirta Tronelli, Arlene Seguel, Susana Mujica, Alicia Pifarré, Cecilia Vecchi y Graciela Romero de Metz  fueron secuestradas por la dictadura militar en un operativo comandado del Ejército donde fueron “levantados” por lo menos 17 jóvenes de entre 15 y 30 años. En poco tiempo se espera que se realice otro tramo del llamado juicio “La escuelita” -así se lo conocía al centro de detención en Neuquén-donde se juzgará a los responsables de estos operativos.

Periodista: ¿Que pasaba en junio de 1.976 en nuestra zona?

Scatizza:  Había pasado nada más que un mes  del golpe y esta zona, dentro de la normativa castrense era considerada una zona “fría” en contraposición de zona “calientes” donde los “subersivos” había desarrollado su máximo potencial. Esto había provocado que muchos militantes  y cuadros políticos que estaban perseguidos en el resto del país se vinieran “a guardarse” como se decía. Era una zona que dentro del pensamiento castrense no era muy combativa si Alto Valle, Cipolleti, Roca, Cinco Saltos, era una zona contestataria. Había pasado el “Cipolletazo, “el choconazo”, la Universidad del Comahue había pasado todo el proceso de nacionalización. El movimiento estudiantil era muy fuerte, sobre todo en el 73 y 74, entonces era una zona de espíritu combativo.

En nuestra región se estaban organizando sectores políticos con relación a nivel nacional, el PRT (¨Partido Revolucionario de los Trabajadores) , la JP (Juventud Peronista), entonces ese el contexto político en términos políticos-constestatarios. Cuando se produce el golpe se instala en el regimiento de montaña la subzona 52, que es la territorialización que hizo el Ejército para combatir lo que ellos llamaban “la subversión”. Parte de Neuquén y todo Río Negro  era la subzona 52.

P: En una semana secuestraros muchos estudiantes y se ensañaron con estudiantes de Servicio Social de Neuquén. ¿Por qué pusieron el acento ahí?

S: Ese operativo en junio de 1.976 fue el mas “intenso”, mas fuerte que tuvo la región en su período dictatorial. Fue un operativo que comenzó el 9 de junio y terminó el 15. Terminó en el sentido de los secuestros, después, los compañeros y compañeras secuestrados continuaron su derrotero de martirios. ¿Porqué se ensañan con Servicio Social? Había compañeras que eran militantes del PRT como Susana Mujica, Cecilia Vechi, Alicia Pifarré, que estaba más en el teatro. El operativo comienza en Neuquén persiguiéndolas el 9 de junio, se traslada el operativo a Cutral Có, que es cuando secuestran a Arlen Seguel, que fue secuestrada y aún permanece desaparecida.


Foto: 8300

P: ¿Era el mismo rector de la Universidad del Bahía Blanca y la Universidad del Comahue, Remus Tetu?

S: Remus Tetu asumió la conducción de las dos universidades en enero del 75, pero para octubre de ese año deja la ciudad y asumen otro rector que nada tiene que ver con Remus. Durante la presidencia de María Estela Martinez de Perón se desarrolla toda una línea para sacar a los marxistas de las universidades. Como parte de ese operativo Remus Tetu vino a la región y dejó cesanteados a más de 140 compañeros trabajadores.  Ahí impuso dentro de la Universidad a su patota entre los que se destacaba Raúl Guglielmineti.

P: Te traemos a la actualidad ¿El próximo tramo del juicio “La escuelita” que esta planteado será para juzgar a los responsables del secuestro de las estudiantes de Servicio Social?

S. Lo que se denomina el juicio “La escuelita” es un gran juicio que se retoma en el año 2006, después, por decisión del juez federal, se divide en tramos. Todos sus argumentos eran para darle celeridad al juicio, que a mi entender es discutible. Esa decisión a hecho que los juicios se prolongaran hasta el día de hoy. Justamente, el próximo tramo es  de los operativos de junio de 1.976, que yo le llamo “operativo PRT” porque fue un operativo destinado a combatir al PRT en el Comahue. Todo este grupo de delitos conformó la causa que se conoce como “causa Alvarez” y tengo entendido que antes de fin de año se va a concretar.