LA LEY DATA DEL AÑO 2006 Y FUE PRORROGADA EN SETIEMBRE DE ESTE AÑO

El gobierno de Río Negro fue denunciado penalmente por los presuntos delitos de defraudación a la administración pública federal y malversación de caudales. La presentación indica que administración no cumplió con el relevamiento territorial indígena, pese a haber recibido unos 5 millones de pesos del gobierno nacional, desde 2006.


Foto: Primera Edición

La denuncia la hizo el abogado Marceo Hertzriken Velasco, quien presentó la demanda en la Fiscalía Federal de Roca.  La causa fue caratulada como “caso 14.056 nn s/averiguación de delito”. Según Velasco “el delito se sigue consumando y consiste en haber desviado fondos federales remitidos por la Nación para el relevamiento de comunidades originarias, adquiriendo camionetas que, inclusive, se usaron particularmente”.

Podés leer también “El Senado aprobó la prórroga de la ley de emergencia de propiedad comunitaria de pueblos originarios”.

El abogado basó presentación en una nota del diario Río Negro que se publicó el 4 de diciembre con la firma de Italo Pisani. Allí, constan declaraciones del ministro de Gobierno, Luis Di Giácomo, quien admitió que del dinero recibido se erogaron 379.425 pesos para la contratación de tres agentes que fueron reubicados en otras áreas del Estado, lejos de lo requerido para el relevamiento.


Podes leer la ley 26.160 de relevamiento de comunidades indígenas


 

También mencionó la compra de tres camionetas Toyota Hilux por un total de 1.518.300 pesos, algunas de las cuales estuvieron depositadas y usadas esporádicamente. Una de ellas –dijo Pisani- habría sido vista estacionada frente a la casa de un funcionario.

Fuente: ADN