Durante la lectura de la instrucción Susana Freydoz no pudo contener el llanto

En la primera jornada del juicio donde se juzga a Susana Freydoz por la muerte de Carlos Soria se dejó entrever una relación de constantes enfrentamientos verbales entre los dos integrantes del matrimonio.

Los hechos en la madrugada

Durante la mañana de hoy se leyeron las pruebas testimoniales, las pruebas periciales y la calificación de la causa en la instrucción realizada por Miguel Angel Fernández Jadhe, fiscal de instrucción de la fiscalía 6. El relato comenzó con los primeros momentos de la madrugada del primero de enero de este año cuando los agentes de policía Luis Córdoba y Néstor Nuñez escucharon los gritos de pedido de auxilio de Mariano Valentín,  novio de María Emilia Soria, aproximadamente a las cuatro de la mañana.

Inmediatamente uno de los efectivos acudió a la casa, ya que se encontraban en la tranquera de la chacra de la familia Soria-Freydoz, a la vera de la ruta provincial 6, camino a Paso Córdova. Cuando el policía llegó a la puerta Valentín le pidió que llamara una ambulancia lo que el agente hizo por radio hacia el destacamento de Paso Córdova.  En 15 minutos la ambulancia llegó al lugar en forma conjunta con Martín Soria que había sido alertado de la situación por el propio Valentín.

Cuando llegaron al lugar el médico, el enfermero y el chofer relataron, en el acta de actividades del Hospital, que encontraron a Carlos Soria desnudo, con las piernas cruzadas y con un impacto de bala en la cabeza, en el parietal izquierdo.

De acuerdo a  relatado por María Emilia Soria, que se encontraba al momento de ocurridos los hechos, escuchó una discusión en la habitación en la que se encontraba Soria y Freydoz tras lo cual se sintió  un disparo; inmediatamente llamó a su novio y entraron en la habitación donde encontraron a Soria herido de bala y en un charco de sangre, sobre la cama.  Inmediatamente trataron de controlar a Susana Freydoz que expresaba su intención de termina “con esto” en referencia a la intención de suicidarse. Después de varios forcejeos se logró hacer desistir a Freydoz que no paraba de insultar a su hija y yerno.

Cuando llegaron los profesionales del Hospital López Lima y Martín Soria, Carlos Soria todavía se encontraba con vida pero con dificultades para respirar pues emanaba mucha sangre de la boca y la nariz, “era como si roncaba” expresó Martín en su declaración.

De acuerdo a lo expresado por el médico que atendió a Soria en un primer momento, el ex gobernador no tenía pulso por lo que comenzaron a realizarse tareas de RCP para reanimarlo, tras lo cual lo subieron a una camilla y lo trasladaron en  ambulancia al  Hospital Francisco López Lima.  Durante aproximadamente 47 minutos se le realizaron tareas de reanimación tras lo cual se decidió no realizar más la práctica ante la falta de reacción de Carlos Soria.

Una relación con muchos enfrentamientos

Con los testimonios de los hijos e hijas del matrimonio, familiares cercanos y amigas de Susana Freydoz se pudo construir un perfil de la relación de la pareja que en los últimos dos años había sufrido un cambio hacia la hostilidad mutua.

Susana Freydoz estaba convencida que Carlos Soria le era infiel con una joven de 36 años, llamada Paula y que cumplía funciones en ADANIL. Incluso durante varias oportunidades, y de acuerdo al testimonio de sus amigas Cristina de Muller y Estela Maris Bonet, siguió tanto a Carlos Soria como a la joven Paula para poder comprobar sus sospechas.

En los últimos dos años la relación de la pareja había cambiado hacia un hostigamiento de Freydoz hacia Soria, lo que, según el entender de sus amistades, la había llevado a sustraerle pastillas marca Amplad para apaciguar su estado de permanente nerviosismo.

Tanto sus hijos e hija y sus amigas advirtieron que Susana Freydoz no coincidía con el estilo de vida de Carlos Soria, para quien la actividad política se había convertido en su principal objetivo pues era su oportunidad de llegar a la gobernación de la provincia.

La sospechas de Freydoz se habrían incrementado cuando en una de las habituales requisas del celular de Soria encontró una mensaje, que había enviado el ex gobernador, que decía “a pesar de todo, te extraño”. En esta línea de pensamiento también hubo aportes del cuñado de Freydoz, Angel  Pedroza, para quien Carlos Soria le había en hecho entender que mantenía una relación extramatrimonial.

El juicio

La estrategia del abogado que representa a Susana Freydoz, Alberto Richieri, es que se declare “inimputable” a su defendida en tanto la fiscal Laura Pérez sostiene que Freydoz comprendía lo que estaba haciendo. De acuerdo a una fuente del tribunal, los integrantes de la Cámara Criminal Primera, María Garcia Balduini, Fernando Sanchez Freytes y el presidente, Carlos Gauna Kroeger tienen tres caminos: declararla ininputable, condenarla con una pena intermedia en base a atenuantes o condenarla a prisión perpetua.

La de hoy fue la primera de las ochos jornadas por la que desfilarán 32 testigos, entre ellos los cuatro hijos del matrimonio Soria-Freydoz, Martín, Germán, Maria Emilia y Carlos quienes realizaron un planteo, que fue aceptado por la fiscal y los integrantes de la Cámara Primera, que en sus declaraciones no estén presentes la prensa ni el público. La próxima toma de testimonios será el miércoles 17 con la citación de los hijos del matrimonio, Martín y Carlos Soria.

Crónica:  Marcelo Miranda