El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, instruyó al secretario de Seguridad y Justicia de Río Negro, Miguel Bermejo, a que tome las medidas necesarias para la normalización del Servicio Penitenciario Provincial, a partir del motín registrado en la jornada de ayer en instalaciones del Establecimiento Penal Nº 5 de Cipolletti.En este contexto, Bermejo solicitó la renuncia del director del SPP, Walter Puebla Morón, y resolvió designar interventor normalizador al subsecretario de Seguridad y Justicia provincial, Fernando Azcoaga. La misión que tendrá el interventor será la de organizar el Servicio Penitenciario de Río Negro, conforme de las pautas fijadas por la ley orgánica que lo creó, estableciendo las áreas de gerencia técnica penitenciaria, capacitación, seguridad y educación. En este marco, Bermejo se trasladó este mediodía a la localidad de Cipolletti para seguir de cerca los hechos. 

Fuente: prensa Río Negro