La información fue confirmada por Juan Carlos Pedroza, director del CEM de las 827 viviendas establecimiento al que asisten estudiantes de distintos barrios de la ciudad. A partir de abril los docentes detectaron problemas de alimentación por lo que decidieron juntar dinero para darles raciones de alimentos a lo que después se sumo el pedido al Consejo Provincial de Educción para que aporte los fondos necesarios.

Actualmente 10 estudiantes reciben una ración de alimento aunque Pedroza adelantó que “por vergüenza algunos chicos no se acercan, lo que esperamos que cambie con el tiempo”. Según el directivo “muchos chicos sólo comen un pedazo de plan en la plaza”.