Después que el gobernador Alberto  Weretilnek semana que viene, se decidio no realizar la  movilización. La marcha se iva a realizar  después de la reunión que mantuvieron los vecinos con funcionarios provinciales quienes prometieron la construcción de 12 viviendas, la conexión de la red de gas y la provisión de un patrullero. Según Ayeano “los funcionarios provinciales nos dijeron que se perdió la documentación para la construcción de un plan de 77 viviendas con fondos nacionales”.