En el marco del Programa de Renovación de Montes Frutales, el gobernador Alberto Weretilneck estableció la condonación de la deuda que los productores frutícolas mantenían con el Gobierno Provincial por aportes para la provisión de plantas frutales, en el marco de las operatorias de renovación de montes en los años 2006, 2007, y 2008.  El mandatario, a través del Decreto 404/12 y a pedido de la Federación de Productores de Fruta de Río Negro y Neuquén, estableció la no devolución de los montos recibidos en esa oportunidad, lo que significa la condonación de una deuda de 6.646.553, 22 pesos.“El Gobierno Provincial entiende de la carga que significan estas viejas deudas para los productores. Por esta razón queremos aliviar al sector de cuestiones financieras para que puedan producir con tranquilidad”, destacó el ministro de Producción, Juan Manuel Pichetto. “Medidas como ésta se suman a la decisión que tomamos en enero, apenas asumimos el Gobierno, de hacernos cargo de la antigua deuda que tenían productores de la región con el Banco Nación”, agregó el funcionario y explicó que “de esta forma se visualiza el énfasis que está poniendo el Gobierno Provincial en la producción”.Las operatorias mencionadas se realizaron durante esos años con la intención de proveer a pequeños y medianos productores plantas para reconversión por razones de obsolescencia productiva, comercial u operativa.
Fuente: Prensa Río Negro