La obra, cuya función será mañana a las 17 horas, plantea en su primera parte un juego entre un titiritero y un títere Presentador y 2 números de circo que despertarán la risa de grandes y chicos. En la segunda, pone en escena “El Gato y Los Ratones”, un clásico de Roberto Espina.

Con títeres de guante y varilla, La Huella trae un retablo habitado por personajes llenos de ternura y picardía, para contar divertidas historias a toda la familia.

Los actores-titiriteros son José Limonao y Cesar Nadín, mientras que la dirección general y la construcción de los muñecos también estuvo a cargo de éste último. El vestuario fue realizado por Zulma Tucat y el diseño lumínico de Andrés Ganem.