El último plenario provincial de delegados/as definió, en la continuidad del plan de lucha, un Paro Provincial por 24 horas para el 12 de octubre. Mediante un comunicado de prensa, el gremio argumentó que la medida de protesta es en reclamo de “aumento salarial real, ni un sólo despido y el fin de la precarización laboral. Así es como, trabajadores nacionales, provinciales y municipales de toda la provincia se movilizarán a la ciudad de Viedma para reclamar en el centro mismo de la administración gubernamental”.

El gremio también demanda aumento salarial, “blanqueo” de las sumas en negro, reconocimiento del 40 por ciento de zona desfavorable, 82 por ciento móvil, baja de la edad jubilatoria y aplicación de la ley mediante la cual se deben blanquear las sumas no remunerativas a los trabajadores varones de 55 años y mujeres de 50. También se solicita la derogación de la ley de la Función Pública, sanción de una ley provincial de Convenciones Colectivas de Trabajo (CCT), Convenios Colectivos de Trabajo y paritarias libres para todos los sectores; y la normalización de la obra social IPROSS